Aunque el crecimiento global se ralentiza, la suavización de la política monetaria en EEUU y la eurozona puede favorecer a este tipo de activo en 2019.

La gestora NN Investment Partners (NN IP) señala que el desempeño insuficiente de la deuda emergente en moneda fuerte en 2018 se debió al endurecimiento monetario en Estados Unidos, la guerra comercial y el declive del crecimiento global, pero postula que hoy los países “high beta” ofrecen una propuesta atractiva. Pronostica un escenario más favorable para la deuda emergente en moneda fuerte este año, pese a que los riesgos geopolíticos seguirán muy presentes. En ese sentido, ve margen para un resultado constructivo de las negociaciones comerciales entre China y Estados Unidos y se inclina por los países “high beta”, o de alta beta. Pese a que el crecimiento global esté ralentizándose, es probable que la suavización de la postura de las autoridades monetarias en los mercados desarrollados (sobre todo en Estados Unidos y la eurozona) favorezca a este tipo de activo.

Lee la noticia en Fundssociety.com

 

Contáctenos hoy

Avenida El Bosque Norte 0177, Piso 21

Las Condes, Santiago Chile

Teléfono:
+56 2 3241 0700
E-mail:
comercial@lvaindices.com | soporte@lvaindices.com