Las dudas sobre la duración de una pandemia que ha maniatado la economía avivan las pérdidas en las principales plazas del Viejo Continente. El Ibex se deja más de un 3%.

Tras un marzo aciago en las Bolsas —que zanjó el peor mes (-22%) y el peor trimestre (-29%) de la historia del Ibex 35—, abril empieza también con el pie cambiado. En la primera sesión del mes, el parqué español cerró con pérdidas superiores al 3%, en línea con el resto de grandes selectivos del Viejo Continente. Solo Milán, uno de los más golpeados por el coronavirus, se salvó parcialmente de la quema con una caída de poco más del 2%. La apertura claramente en negativo de Wall Street, el faro que sigue iluminando a los inversores de todo el mundo, no hizo más que ratificar el ánimo depresivo de unos mercados que siguen a la espera de más claridad sobre el horizonte temporal al que aboca un coronavirus que ha paralizado la actividad de muchas empresas y que ha llevado a la economía a una situación inédita. En pleno confinamiento, las dudas son, fundamentalmente, dos: cuándo remitirá la fase más aguda de la pandemia y qué opciones hay de que se consiga pronto una vacuna contra la enfermedad.

No parece, todavía, el momento de los buscadores de gangas: el banco de inversión JP Morgan advierte este miércoles de que el suelo de las Bolsas podría no estar tan próximo como se cree y llama a sus clientes a esperar un poco más para tomar posiciones. Con todo, muchos grandes valores cotizan desde hace un par de semanas en zona de mínimos y algunos inversores institucionales y fondos, como Blackrock, ya han entrado en ellos para reconstruir sus carteras a largo plazo. “Los mercados miran ahora a las Bolsas de otra manera, sin el apoyo de las recompras [de acciones por parte de las propias cotizadas] y sin dividendos”, apunta Chris Weston, jefe de análisis de la firma de corretaje Pepperston Financial.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, avisó a última hora del martes de que —aunque el principal foco sigue siendo el virus— su país se enfrentará a “dos semanas muy difíciles” en el marco de la crisis y las autoridades estadounidenses han avisado de que la horquilla de muertes allí irá de 100.000 a 240.000 personas, una muy mala noticia en términos humanos que se deja sentir en los parqués. La suspensión de la retribución al accionista por parte de muchas cotizadas, sobre todo del sector financiero —el que acumula las mayores pérdidas en las últimas sesiones, también este miércoles—, es otro golpe en la línea de flotación de la renta variable. “Los datos en EE UU siguen siendo francamente preocupantes, con un pico [de contagios] para el que todavía pueden faltar semanas”, agrega a Bloomberg Bob Parker, de Quilvest Wealth Management. El único atisbo de optimismo que deja hasta ahora la crisis, completa, viene de China, donde los datos económicos “claramente han empezado a mejorar en marzo tras un enero y febrero muy débiles [por la epidemia]”.

Lee la noticia en Elpais.com

Contáctenos hoy

Avenida El Bosque Norte 0177, Piso 21

Las Condes, Santiago Chile

Teléfono:
+56 2 3241 0700
E-mail:
comercial@lvaindices.com | soporte@lvaindices.com