Buscan un entorno político y económico estable; un refugio a las protestas sociales de la región Andina.

Fondos extranjeros están regresando al mercado local de bonos de Colombia después de recortar sus inversiones el año pasado, atraídas por un fuerte crecimiento económico en una América Latina que, por el contrario, se queda atrás.

Los inversionistas extranjeros compraron un neto de más de US$400 millones en deuda denominada en pesos, conocida como TES, en enero, el mayor aumento en seis meses, según el Ministerio de Hacienda.

El marcado repunte de 2019 ha ayudado a llevar los costos de endeudamiento del gobierno a sus niveles más bajos en siete años. Los compradores de bonos están encontrando valor en Colombia, en medio de expectativas de que el gasto del consumidor y la inversión empresarial impulsaran el crecimiento este año a un punto porcentual por encima del promedio de América Latina.

También buscan un entorno político y económico estable; un refugio a las protestas sociales de la región Andina y una crisis de deuda en Argentina por la que los tenedores de bonos han tenido que aceptar retrasos en los pagos y grandes pérdidas en sus inversiones.

“Un crecimiento por encima de 3% comparado con todos nuestros pares es un crecimiento importante y eso es lo que ha despertado el positivismo de volver a retomar la posición que tenían los inversionistas extranjeros”, asegura Andrés Aristizábal, operador de Scotiabank Colpatria SA en Bogotá.

“La situación en otros países como Argentina, Chile o Brasil no está resuelta, y Colombia sigue siendo una buena oportunidad”. Colombia ha trabajado durante años para atraer a más extranjeros al mercado con exenciones de impuestos sobre las tenencias de bonos, mientras se esfuerza por fortalecer su situación fiscal para mantener sus calificaciones crediticias de grado de inversión.

Se pronostica que el producto interno bruto crecerá 3,2% este año, en comparación con 1,9% para América Latina en conjunto, según el pronóstico de analistas encuestados por Bloomberg. El gobierno redujo el impuesto de retención en la fuente para los inversionistas extranjeros en TES a 5% el año pasado, en comparación con 14% anteriormente y hasta 33% en 2012.

Las tenencias extranjeras se han disparado desde entonces, a alrededor de 25% el mes pasado, en comparación con 3,7% antes de que comenzaran los recortes de impuestos. La reducción de los gravámenes hizo que “su deuda fuera más atractiva para los inversionistas extranjeros y, al final, le dio a Colombia acceso a una financiación más barata”, asegura Pramol Dhawan, jefe de gestión de cartera de mercados emergentes de Pacific Investment Management Co., que aumento sus participaciones en Colombia el año pasado.

“Seguimos siendo constructivos sobre Colombia”, dice. “Creemos en el compromiso y la capacidad del gobierno para cumplir con sus objetivos fiscales y evitar una rebaja de las calificaciones”. El optimismo podría estar recibiendo otro impulso de las perspectivas para el peso colombiano.

Lee la noticia en Portafolio.co

Contáctenos hoy

Avenida El Bosque Norte 0177, Piso 21

Las Condes, Santiago Chile

Teléfono:
+56 2 3241 0700
E-mail:
comercial@lvaindices.com | soporte@lvaindices.com